Ahorrar energía con una vivienda sostenible

Ahorrar energía. Rehabilitación inteligente de viviendas.

¿A quién no le gusta ahorrar energía?

Nuestro planeta necesita que ahorremos energía, porque en la actualidad no somos capaces de producir toda la que necesitamos sin contaminar nuestro entorno. La contaminación afecta de forma negativa tanto a nuestra generación, haciendo que necesitemos consumir más energía, como a las generaciones próximas, cercenando sus posibilidades futuras de desarrollarse de forma sana.  

La agricultura y las ciudades son los dos mayores focos de consumo energético y las casas en las que vivimos son grandes consumidoras de energía. Ser respetuoso con el uso de la energía en nuestras viviendas no es sólo una cuestión ética, es una cuestión de ahorro personal que nos puede beneficiar a todos.

Asegurar el futuro

Una vivienda en la que haga menos calor en verano, y menos frío en invierno, es una vivienda más sostenible para nuestro bolsillo, para nuestro planeta y para el futuro de nuestros hijos.

Ahorrar energía es un derecho, quizás una obligación y seguro que una oportunidad para tener una vivienda confortable. 

Si nuestra casa ya está construida, no podemos cambiar su orientación. Sin embargo, sí podemos provocar que le llegue más sombra, modificar su fachada con paramentos vegetales e instalar ventanas inteligentes que modifiquen el color del cristal para dejar pasar más o menos luz. También podemos mejorar su aislamiento, integrar sistemas de aireación que hagan más agradable la temperatura, contar con sistemas inteligentes del uso de la electricidad en horas de bajo coste y electrodomésticos de bajo consumo, o incluso producir energía sostenible en fachadas, cubiertas y ventanas.  

Oportunidad de inversión

La tecnología está de nuestra parte para ahorrar energía. Nuestra contribución a la descarbonización de las ciudades es posible, para que podamos respirar mejor cuando salgamos de casa.

Cuando rehabilitamos nuestra casa, introducir un estudio detallado de cómo podemos ahorrar energía ayudará a que ahorremos en el gasto futuro, aseguremos la vida útil de la inversión y nuestra vida sea más agradable. Invertir ahorrando se puede hacer, estudiando cómo vivir mejor. 

Podemos actuar en todos los parámetros de ahorro de energía al mismo tiempo, o de uno en uno. Sea cual sea nuestra elección a la hora de rehabilitar o reformar nuestra casa, ahorrar energía es una de las mejores oportunidades de inversión en la vivienda.